Consejos de seguridad en el hogar para papás

El hogar es donde los niños crecen, aprenden y se sienten seguros. Con apenas unos meses, los pequeños quieren ver, tocar y explorar su mundo, en el que van adquiriendo cada vez más autonomía, ajenos a los riesgos que puedan correr. Esa curiosidad en ocasiones les pone en peligro y obliga a los mayores a estar alerta a todo lo que hacen. No hay que olvidar que la mayoría de accidentes infantiles se pueden prevenir, y son los padres quienes tenemos un papel muy importante en esa labor.

 

niña-hogar

 

¿Qué hacer para evitar riesgos en un hogar con niños?

La mejor forma de prevención consiste en poner en marcha diversas medidas de seguridad en el hogar, para evitar los riesgos más frecuentes que amenazan a los niños en el hogar. En primer lugar, debes estar preparado para cualquier emergencia que pueda surgir. Por mucho cuidado que pongas, siempre puedes encontrarte con una caída o un golpe que te obligue a reaccionar rápidamente.

Por eso es conveniente tener en casa un botiquín de primeros auxilios con lo necesario para atender heridas y no está de más visitar las tiendas de elementos infantiles para conocer los dispositivos de seguridad pensados para niños. Además, conviene guardar algunas precauciones:

  • Retira los objetos peligrosos que resulten accesibles al pequeño. Es la primera medida de seguridad en el hogar para evitar caídas y golpes. Retira aquellas figuras o electrodomésticos que puedan coger los niños o echárselos encima.
  • Asegura ventanas, cierra las puertas y despeja el suelo. Es conveniente cerrar las puertas de la habitación en la que estén jugando los niños para que no le perdamos de vista, y mantener cerradas las ventanas, porque cualquier niño pequeño puede pasar a través de una ventana abierta. Evita poner nada en el suelo cerca de una ventana, porque el niño podría subirse y asomarse peligrosamente. Cuida que el pequeño no se quede solo encima de la cama o que se suba en el mostrador para evitar caídas. Mantén las escaleras y pasillos limpios y libres de obstáculos que podrían causar que el niño resbale y se caiga. Y si tienes escaleras en casa, instala puertas de seguridad.
  • Los artículos pequeños y los alimentos deben quedar fuera del alcance de los niños. Muchos accidentes ocurren cuando los niños se meten cualquier cosa en la boca y no pueden respirar porque sus vías respiratorias quedan bloqueadas. La mayoría de los accidentes por asfixia se producen con alimentos, por esta razón hay que cortar los alimentos de los niños en trozos pequeños y evita darles cosas como pequeños dulces, nueces o palomitas de maíz, que quizás no mastiquen bien. Asegúrate de que los pequeños objetos del hogar estén lejos del alcance de los niños para evitar asfixias accidentales. Y al elegir sus juguetes, fíjate en el etiquetado y asegúrate de que no incluyen piezas pequeñas.
  • Cubre los enchufes y protege a los niños de los cables eléctricos. Los enchufes deben estar protegidos con elementos de seguridad y con una adecuada conexión de tierra para evitar situaciones de riesgo. Hay que preservar las conexiones y cables de la casa, como el cableados de ordenador, y mantenerlos lejor del alcance de los niños. Como precaución, es importante no usar un secador de pelo o una radio cerca del agua con niños delante, sobre todo a la hora del baño.
  • La cuna debe estar lo más despejadas como sea posible a la hora de dormir. El 60% de las asfixias en bebés se producen en el entorno en que duerme. La nariz y la boca de un bebé se pueden cubrir accidentalmente por suaves almohadas mullidas, edredones o peluches, restringiendo su capacidad para respirar. Mantén la cuna del bebé tan despejada como sea posible.
  • Mantener los materiales de limpieza y otros productos químicos lejos de los niños. Todos los productos de limpieza, cosmética, pinturas, medicamentos… deben mantenerse en un lugar alto y cerrado con llave. Además, hay que mantener estos productos en sus envases originales, no los guardes en un recipiente donde puedan confundirse con alimentos. Si alguna habitación de la casa no está preparada a prueba de niños, como puede ser el garaje, es conveniente instalar una cerradura en la puerta y mantenerla cerrada para evitar riesgos.
  • Nunca dejes a los niños solos cerca del agua. A muchos niños les gusta jugar con el agua, pero debemos considerar que a esas edades un ahogamiento se puede dar en muy poca cantidad de agua. Bañeras, lavabos, piscinas y cubos pueden ser un peligro y nnca debemos dejar a los niños desatendidos cerca del agua. Asimismo, como medida de precaución también para mayores, es conveniente poner elementos antideslizantes en la bañera para evitar resbalones.

Para prevenir otros riesgos relacionados con los pequeños, es también conveniente contar con la protección que ofrecen los seguros de salud para toda la familia. Medicina dental, pediatra o cualquier especialista que necesiten tus hijos, puede estar más cerca gracias con tu póliza familiar. En Turboseguros.com te ayudamos a encontrar el seguro de salud que necesitas para tu familia, y unos precios de lo más interesantes.

Información y Curiosidades

Comentarios de Consejos de seguridad en el hogar para papás

  1. Gema

    Ideas de seguridad que debemos de tener en cuenta los padres ya que al fin y al cabo tener una casa segura es lo primero que debemos de asegurarnos para disfrutar de una vida relajada y feliz

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *