¿Mi seguro de coche cubre los daños producidos por una inundación?

Catástrofes como la que estos días de atrás se han producido en la cuenca del Ebro, donde se han registrado las peores inundaciones de los últimos 20 años, con pérdidas estimadas de 50 millones de euros, suponen un reto inmenso para los afectados, las administraciones y el sector asegurador. Hay situaciones en las que, a pesar de contar con un seguro, la catástrofe desborda las capacidades de indemnización de la póliza y los damnificados se encuentran desorientados en busca de una solución.

 

Tu seguro de coche debe contar con coberturas de daños para que el Consorcio de Compensación de Seguros pueda cubrirte en caso de catástrofe

 

Este es el caso de las decenas de propietarios de coches que han visto cómo de la noche a la mañana sus vehículos han quedado sumergidos en garajes, han sido arrastrados por la fuerza de las aguas o han sufrido la caída de un muro o un árbol, provocada por la violencia del temporal. Son casos en los que, en muchas ocasiones, las coberturas de nuestra póliza de seguros no alcanzan a cubrir este tipo de siniestros. ¿Qué hacer entonces?

En los seguros de coche, los españoles somos excesivamente prácticos y buscamos el ahorro en la contratación de la póliza. Ésa es una de las razones por las que siempre te recomendamos que utilices el comparador de Turboseguros.com para calcular el seguro de coche que buscas al mejor precio posible. No obstante, en este esfuerzo por ahorrar, los clientes de seguros de coche tienden a no contratar coberturas que consideran poco útiles. Y en situaciones como ésta es donde se demuestra hasta dónde llega el seguro obligatorio.

 

Lo que cubre el Consorcio de Compensación de Seguros

En casos de los denominados "riesgos especiales", como pueden ser estas inundaciones, el Consorcio de Compensación de Seguros se hace cargo de las indemnizaciones. Sin embargo, es muy importante tener en cuenta que para acceder a esta protección del Consorcio de Compensación de Seguros, la póliza de seguro de coche debe incluir algún tipo de cobertura de daños al propio vehículo. Por ejemplo rotura de cristales, robo, o los llamados seguros a todo riesgo.

Y es que es muy importante saber que no serán indemnizables los daños que sufra el coche, si sobre el vehículo únicamente se hubiera contratado una póliza de seguro de responsabilidad civil o seguro obligatorio o de daños a terceros.

 

Cómo actuar tras sufrir una catástrofe

Si has sido uno de los damnificados, o sufres alguna de estas desgracias en el futuro, debes notificar el siniestro lo antes posible al Consorcio de Compensación de Seguros. Se pueden iniciar los trámites a través de Internet, aunque más adelante tendrás que aportar diversa documentación para acreditar los daños que ha sufrido el vehículo como consecuencia de una catástrofe: póliza de seguro, peritación de daños, presupuesto de reparación de un taller acreditado, fotografías del momento de la catástrofe, etc. Será entonces cuando el Consorcio empezará a estudiar el caso con el fin de establecer la indemnización que corresponda.

 

Imagen: Perro del desierto (CC BY 2.0) via Flickr

Información y Curiosidades

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *