Asegurar tu casa ante el riesgo de un incendio depende de ti

Uno de los mayores riesgos que pueden afectar a nuestro hogar es un incendio. Se trata de un riesgo cierto, que puede producirse por multitud de causas y ante el cual conviene estar asegurado porque es un problema que va a más. Los últimos datos de la Asociación Española de Sociedades de Protección Contra Incendios revelan que en 2013 aumentaron las pérdidas provocadas por el fuego en viviendas en nuestro país, aunque, afortunadamente, el número de casos mortales disminuyó: se pasaron de 102 fallecidos por causas de un incendio en una vivienda en 2012 a 97 muertes provocadas por esta causa el año pasado.

 

El Seguro de Hogar debe incluir coberturas contra incendios

 

El Seguro de Hogar debe incluir una adecuada cobertura contra incendios para prevenir este tipo de siniestros. En este sentido, hay que recordar que los bienes asegurados deben estar descritos en la póliza y que el seguro no está obligado a indemnizar si el incendio ha sido provocado por el asegurado "con dolo o culpa grave". En Turboseguros.com encontrarás muchas ofertas de seguro de hogar que incluyen cobertura de incendios y podrás consultar con nuestros profesionales para encontrar el seguro que mejor se adapte a tí.

Por otro lado, las estadísticas de siniestros de incendio revelan que muchos son causados por despites o negligencias, o incluso por usar de forma inadecuada estufas, cocinas o chimeneas. El invierno es la época en la que se producen más incedios y la mayoría de las víctimas son adultos mayores de 65 años. Por todo ello, conviene recordar algunos consejos útiles para prevenir incendios en nuestras casas:

  • Las estufas son uno de los aparatos que pueden originar un incendio. Hay que mantenerlas a una distancia de al menos un metro de otros objetos que puedan quemarse como, por ejemplo, sofás, cortinas, ropa puesta a secar, etc.
  • Las velas también pueden ser peligrosas. No deben dejarse nunca encendidas sin vigilancia.
  • Antes de salir de casa o de acostarse, comprueba que no se queda encendido ningún aparato que pueda originar un incendio (estufas, fogones, etc.) ni ninguna vela, y cierra las llaves de paso del gas.
  • Si hay niños en casa, nunca deben quedarse solos.
  • No se deben conectar varios aparatos en un solo enchufe múltiple que se pueda sobrecalentar. Además, hay que mantener en buen estado la instalación eléctrica. No hacerlo conlleva un grave peligro de incendio.
  • Es peligroso utilizar aparatos eléctricos en mal estado (estufas, cocinas, neveras, etc.). Es conveniente que los repare un técnico especializado.
  • No se debe fumar en la cama o en un sofá ni tirar las colillas en cualquier sitio. Ésta es una de las causas más frecuentes de incendio entre personas mayores.
  • No dudes en llamar a los bomberos cuanto antes mejor, al teléfono 080 (servicio gratuito).
Seguros de hogar

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *