Los seguros de vida que protegen a tu familia cuando ya no estás

A pesar de lo que la gente de la calle pueda pensar, la póliza de un seguro de vida no siempre sirven para cubrir el fallecimiento del asegurado exclusivamente. Éste es el seguro de vida más conocido por todos, aunque también pertenecen a la familia de los seguros de vida aquellos que garantizan el pago de los préstamos y los que muchas compañías aseguradoras y entidades financieras comercializan como producto de ahorro e inversión. Pero en la jerga de los seguros, las pólizas de vida que todos conocemos se denominan Seguros de Vida Riesgo.

El seguro de vida que protege a tu familia

Esta póliza cubre la posibilidad de que la persona asegurada fallezca antes de terminar el contrato e indemniza a los beneficiarios que son elegidos por el tomador del seguro con una suma establecida en los términos de la póliza. El tomador del seguro puede modificar tantas veces como desee a los beneficiarios, normalmente, mediante escrito dirigido a la compañía de seguros o en el testamento. En el primer caso, deberá hacerlo explícitamente identificando la póliza sobre la que se realiza la modificación.

En los Seguros de Vida Riesgo, si el asegurado vive al finalizar el plazo del seguro, el seguro se cancela sin indemnización (excepto en caso de renovación). Por eso es muy importante el tiempo de validez de estos seguros. En este sentido, los Seguros de Vida Riesgo contemplan dos alternativas, con diferentes características y precios, en función de las necesidades del asegurado: los seguros de vida entera y los seguros temporales.

  • Seguro de vida entera: Son seguros sin plazo, ya que la póliza está vigente hasta que se produce el fallecimiento del asegurado. En ese momento, los beneficiarios reciben la indemnización que establece el contrato, lo que de denomina capital asegurado, sin importar el tiempo que ha pasado desde su firma. En estos casos, el seguro de vida puede contemplar que se abonen los pagos durante toda la vida del asegurado en diferentes modalidades de plazos y en pagos fijos o variables. También existen productos que acotan el pago de primas a un tiempo determinado a partir del cual el asegurado sigue cubierto y no paga más cuotas, aunque resultan más caros. En este aspecto, en Turboseguros te pueden ayudar a calcular tu seguro de vida y aconsejarte sobre la opción que más te conviene.
  • Seguro temporal: Son seguros de vida que suelen durar un año u otro plazo establecido por el titular, y que se pueden renovar automáticamente. Estos seguros suelen tener primas más económicas aunque incluyan indemnizaciones altas. No obstante, las aseguradoras tienen la posibilidad de limitar la renovación de la póliza por cuestiones de edad. Es el típico seguro de vida que protege a tu familia de un fallecimiento inesperado, sobre todo en caso en los que el asegurado es el único que aporta ingresos a la unidad familiar.
Seguros de vida

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *