¿Qué puede hacer tu Seguro de Hogar si se inunda tu casa?

Los daños provocados por el agua son de los siniestros más frecuentes que pueden ocurrir en una vivienda. Pero la posibilidad de ver tu casa inundada a causa de una tormenta es quizás el riesgo más peligroso al que te puedes enfrentar. Un episodio de lluvias torrenciales puede desencadenar un auténtico desastre doméstico. En estas situaciones, es cuando nos damos cuenta de lo que realmente puede hacer su Seguro de Hogar para paliar los efectos de una inundación en casa.

 

Seguro Multirriesgo de Hogar para casa inundada

 

Es probable que las familias que alguna vez se han visto afectadas por los efectos de una riada en su vivienda, pensaron en su Seguro al ver los daños ocasionados por la lluvia. Tanto quienes tenían su casa asegurada, como los que no, es comprensible que nos acordemos del Seguro de Hogar cuando el agua llega hasta el salón de casa.

 

El Seguro Multirriesgo de Hogar y los daños provocados por la lluvia

Lo cierto es que un Seguro Mutirriesgo de Hogar puede ayudar a paliar los estragos de desbordamientos e inundaciones en las casas provocados por fuertes tormentas, aunque en la póliza siempre se establezcan límites y condicionantes en esta cobertura. De hecho, muchas veces la respuesta de la aseguradora depende de las circunstancias en las que se produce el siniestro.

En cualquier caso, la cobertura de Daños por Agua del Seguro cubrirá estas incidencias siempre que se incluyan en el condicionado de la póliza y que el asegurado acredite que esos fenómenos meteorológicos han sido los responsables del daño. De hecho, es probable que el asegurado tenga que acudir a la Agencia Estatal de Meteorología para solicitar un certificado que acredite la intensidad de la tormenta que ha provocado los daños.

 

Daños provocados por la lluvia que puede asumir el Seguro

La póliza de la vivienda puede incluir coberturas que protegen al asegurado en el caso de sufrir daños y goteras en casa como consecuencia de lluvias intensas. Al contratar un Seguro Multirriesgo del Hogar puedes incluir la cobertura de daños producidos por la lluvia que penetre por fachadas o cubiertas.

En estos casos, la mayoría de las aseguradoras establecen como condición que la intensidad de la lluvia sea superior a los 40 litros por metro cuadrado y hora. A partir de esa intensidad de precipitaciones se entiende que el aislamiento de un edificio adecuadamente mantenido puede fallar y presentar daños.

También se pueden cubrir otros daños directos provocados por una lluvia de alta intensidad, como los provocados por objetos arrastrados por la fuerza del agua, aunque siempre se planteará la condición de que esas lluvias tengan una intensidad mínima de 40 litros/m2 en una hora.

Por otro lado, hay aseguradoras que ponen como condición para atender estos siniestros que otros edificios del entorno hayan sufrido daños similares, aunque si superamos la intensidad de lluvia mínima establecida, este requisito ya no es necesario.

 

Cobertura de inundación de seguros de hogar

 

Los daños por lluvia que no cubren los Seguros

No todos los efectos de una grave tormenta pueden estar cubiertos por el Seguro. Las condiciones de la póliza señalan con bastante detalle qué daños por lluvia no son cubiertos por la aseguradora, y conviene conocerlos para no llevarse desagradables sorpresas. Veamos algunos casos a tener en cuenta.

 

Daños en mobiliario de terrazas y jardines

Por ejemplo, si la casa tiene terraza o un jardín con mobiliario, es conveniente saber que la cobertura de daños por fenómenos atmosféricos no asumirá los desperfectos provocados por la lluvia en enseres que estén al aire libre, aunque estén protegidos de alguna manera, ni los que se encuentren en estancias abiertas, como una terraza o un porche.

Puede que el Seguro incluya una cobertura específica para estos elementos de la casa, pero la cobertura de Daños por Fenómenos Atmosféricos no lo cubrirá.

 

Puertas y ventanas abiertas

Tampoco se suelen cubrir los daños provocados por la nieve y el agua que entre por puertas y ventanas cuando éstas se hayan quedado sin cerrar o tengan un cierre defectuoso que haya fallado en el momento de la tormenta.

 

Defectos de construcción de la casa

Otra exclusión de esta cobertura pueden ser los daños producidos por la lluvia cuando existen defectos de construcción de la vivienda o una la falta de mantenimiento de los elementos del edificio que faciliten la entrada de agua en la casa.

 

Daños por agua fuera de la cobertura

Además, no todos los daños por agua están cubiertos en los Seguros. Por ejemplo, las filtraciones o goteras provocados por una cañería rota por la congelación de las tuberías no serían cubiertas por la aseguradora.

 

Límites del Seguro Multirriesgo de Hogar

Otro punto a tener en cuenta es que no todos los Seguros Multirriesgo del Hogar tienen una cobertura del 100% en los daños causados por agua. Podemos encontrarnos pólizas que establecen límites a estas coberturas, bien en porcentaje o con un tope máximo de gasto a sufragar en caso de siniestro.

Además, hay aseguradoras que discriminan entre unas causas de inundación y otras. Por ejemplo, podemos encontrarnos que una aseguradora ofrezca cobertura por los daños causados por la riada tras una fuerte tormenta, pero no cubra las inundaciones provocadas por otro tipo de siniestros, como puede ser la rotura de una presa.

De hecho, las grandes riadas e inundaciones pueden ser catalogadas de “extraordinarias”, y es entonces cuando el Consorcio de Seguros se hace cargo de las indemnizaciones correspondientes a través de la cobertura de daños extraordinarios. No obstante, en estos casos las aseguradoras y los corredores de Seguros suelen asesorar y facilitar a sus clientes la correspondiente reclamación, para acelerar la gestión del siniestro.

 

Qué hacer si se inunda nuestra casa

Llamar al Seguro para paliar los efectos de una fuerte tromba de agua es una de las primeras cosas que debe hacer cualquier persona que se vea en esta situación, una vez llegue la calma tras la tormenta. Sin embargo, cuando no cesa de llover en pleno diluvio y empieza a subir el nivel de agua, lo más urgente es ponerse a salvo.

 

Seguro para casas inundadas

 

Una inundación puede llegar a ser muy peligrosa y, si se descontrola por la intensidad y la fuerza del agua, hay que dar aviso a las autoridades e intentar abandonar la casa para evitar derrumbes. No obstante, es importante mantener la calma y actuar con sentido común cuando estamos en medio de una gran tormenta. Por lo general, la anegación de las habitaciones de la vivienda exige tomar medidas para evitar males mayores.

En Turboseguros.com te damos algunos consejos de actuación en caso de que el agua entre en la vivienda:

  • Lo primero que hay que hacer al darnos cuenta de que se ha inundado la casa es cortar la luz cerrando la llave principal de electricidad y desconectar todos los aparatos eléctricos. También hay que cerrar la llave de paso de gas para evitar el riego de escapes.

  • Es importante trasladar objetos y enseres importantes a lugares más altos, y retirar los muebles y electrodomésticos afectados por el agua para dejarlos secar.

  • Si la inundación se debe al desbordamiento de ríos o por la acción de torrentes, puede que entre el lodo en la vivienda. Ante eso, no habrá más remedio que sacar la tierra con una pala para ayudar a que el nivel del agua baje más rápidamente.

  • En inundaciones importantes, es fundamental no perder de vista la integridad del edificio. Hay construcciones más antiguas a las que el agua les afecta en mayor medida. Si la puerta no cierra correctamente y roza con el techo, eso puede ser un indicio de que la inundación ha afectado al techo y existe riesgo de derrumbe. En ese caso, sal inmediatamente de la vivienda y pon a salvo a tu familia.

  • No olvides dar aviso a las autoridades (servicios de Emergencias, Bomberos o Policía) y sigue sus indicaciones. Puede que la estructura de la vivienda se vea afectada por la acción del agua, en cuyo caso no debes volver al domicilio hasta que los expertos consideren que no hay peligro de derrumbe.

  • Cuando finaliza la tormenta y puedes volver a casa, llega el momento de limpiar el agua sobrante e intentar recuperar la normalidad. Es entonces cuando deberías abrir las ventanas para eliminar la humedad y facilitar así la recuperación de los materiales dañados.

 

Cómo actuar tras la inundación de la casa

Una vez que ha pasado todo, llega el momento de evaluar los daños y llamar al Seguro para dar parte del siniestro. Si cuentas con la cobertura por daños por agua e inundación, la póliza te ayudará a recuperarte de los estragos sufridos por la tormenta.

Un perito visitará tu domicilio para comprobar los daños y realizará un informe en el que detallará las consecuencias causadas por la tormenta o riada, y las circunstancias que han rodeado el siniestro. A partir de las conclusiones de su informe, la aseguradora indemnizará los daños, según lo establecido en la póliza.

Es importante contar con coberturas por daños por agua, inundación y fenómenos atmosféricos en el Seguro Multirriesgo de Hogar para cubrir este tipo de situaciones. En cualquier momento, una tromba de agua puede ocasionar una riada imparable y los daños causados por fuertes tormentas suelen ser muy costosos si se inunda la casa. No podemos frenar la fuerza de la naturaleza, pero con nuestro comparador de Seguros online te podemos ayudar a conseguir un Seguro para tu casa económico y con las cobertura que necesitas. Con la protección adecuada, puedes estar tranquilo durante esos días de fuertes tormentas. 

¿Qué puede hacer tu Seguro de Hogar si se inunda tu casa?
4.8 (95.56%) 9 votos
Seguros de Hogar

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *