Los tipos de camiones, según los Seguros

Todos sabemos qué es un camión y no tendríamos problemas de distinguirlo de otro tipo de vehículos pesados. Sin embargo, hay diversos tipos de camiones, con características diferentes, diversos tamaños y usos. Los Seguros para Camiones tienen muy en cuenta estos elementos y las mercancías que transportan a la hora de calcular los riesgos. Por eso vamos a hablar de los tipos de camiones y sus características, desde la perspectiva de las aseguradoras.

 

tipos de camión, según los seguros

 

Si hablamos de camiones, probablemente todos pensemos en grandes vehículos destinados al transporte de mercancías por carretera. Puede que la primera imagen que se nos venga a la mente sea la de un camión articulado con un semirremolque, como los que nos cruzamos con frecuencia en la carretera.

Aunque también son camiones los vehículos rígidos más pequeños que muchas empresas y emprendedores utilizan en sus negocios para el reparto de mercancías o la distribución de sus productos.

La carga del camión es otro elemento que determina las características de estos vehículos pesados. Podría decirse que los camiones pueden transportar mercancías de cualquier tipo, desde animales vivos hasta grandes piezas de hormigón, pasando por automóviles, contenedores y obras de arte.

Hay camiones cisterna, camiones frigorífico, vehículos pesados especializados como los que se utilizan en la construcción… En definitiva, hay muchos tipos de camiones y cada uno de ellos presenta unas características propias que, junto con otros factores, ayudan a las aseguradoras a calcular el Seguro de Camión.

 

Los tipos de camiones

Para poner orden entre tanta diversidad, es posible establecer algunas características comunes que definen a estos vehículos y organizarlos. Partimos de la base de que los camiones se definen como vehículos de cuatro ruedas o más, que están diseñados para el transporte de mercancías.

 

tipos de camiones y características

 

Además, tienen como características principales que generalmente son vehículos pesados con una MMA de más de 3.500 Kilos, que su cabina no está integrada en el resto de la carrocería y que están dotados de una estructura diseñada para el transporte de la mercancía.

A partir de aquí, podemos encontrar diversos tipos de camiones, en función de sus características, si son rígidos o articulados, el uso que se les da, y la mercancía que transportan.

 

Camiones rígidos y articulados

Se puede decir que entre estos vehículos pesados hay dos grandes tipos de camiones:

  • Camiones
  • Cabezas tractoras

Un camión integra en un solo vehículo la cabina y la caja o estructura diseñada para la carga. Se denominan camiones rígidos y, por sus características, se suelen utilizar en tareas de reparto y distribución de mercancía. Pueden tener una longitud máxima de 12 metros y una MMA de hasta 32 toneladas, reuniendo los requisitos exigidos para ello.

En cambio, una cabeza tractora, también conocido como tractocamión o, simplemente, tractora, es un vehículo pesado diseñado para arrastrar un semirremolque. Por sí solo, no tiene consideración de camión, pero es la tractora de los camiones articulados que vemos tan a menudo por la carretera.

La combinación de cabeza tractora y remolque o semirremolque es un vehículo articulado muy habitual en el transporte de mercancías. Según su composición y tamaño, estos tráilers pueden arrastrar una carga de gran tonelaje. Por eso, muchas empresas de transporte utilizan tractoras con semirremolques para desarrollar su actividad logística.

 

¿Cuál es la diferencia entre un vehículo articulado y uno rígido?

Como ya hemos visto, un camión rígido podría definirse como un camión de "una sola pieza". La caja está unida a la cabina y al resto de componentes del camión por el chásis, una estructura de largueros rígidos que mantienen unidos todos los componentes del vehículo.

En cambio, el vehículo articulado está formados por al menos dos estructuras rígidas, unidas por un punto de articulación, donde una de las cuales arrastra al conjunto del camión. Además, en los camiones articulados la mercancía sólo se transporta en el semirremolque, ya que la tractora tiene como función exclusiva el arrastre del camión.

 

Los camiones articulados y el tren de carretera

Como ya hemos señalado, un tráiler o camión articulado es un conjunto de vehículos formado por la cabeza tractora y el semirremolque. La tractora arrastra un semirremolque, al que también se conoce como plataforma, gabarra o, simplemente, remolque.

 

vehículo articulado camión, cabeza tractora y remolque

 

No obstante, lo que distingue a un semirremolque de un remolque normal es que estos vehículos están diseñados para ser acoplados a la tractora, sobre el que reposa parte del mismo y le transfiere una parte sustancial de su peso.

Las características de los camiones articulados están reguladas, de forma que se limitan las dimensiones y la carga máxima que pueden transportar estos vehículos. Según el tamaño y los ejes de la tractora y su remolque, un camión articulado puede arrastrar hasta 40 toneladas de MMA.

Por su parte, un tren de carretera es un conjunto de vehículos formado por un camión rígido y uno o más remolques. La diferencia con los tráiler radica en que los dos componentes del tren de carretera pueden transportar carga, mientras que en el camión articulado, la tractora sólo arrastra el remolque.

Además, un tren de carretera puede enganchar varios remolques y en algunos países se pueden encontrar composiciones de hasta 12 vehículos. En España, podemos encontrar trenes de carretera de dos vehículos y hasta seis ejes, con una MMA máxima de 44 toneladas, reuniendo las condiciones exigidas por la normativa.

 

Los megacamiones, los gigantes de la carretera

Sin embargo, podemos encontrar vehículos de transporte aún más impresionantes. Desde 2016 ya es posible que nos crucemos con los llamados megacamiones en las carreteras españolas.

 

megacamiones

 

Estos vehículos articulados de gran tonelaje pueden alcanzar los 25,25 metros de longitud y desplazar hasta 60 toneladas, pero necesitan de una autorización especial para circular y sólo pueden hacerlo por autopistas o autovías.

También tienen limitada la velocidad a 80 km/h y, dadas sus dimensiones, deben anunciar previamente su recorrido a las autoridades de tráfico. Si quieres saber más sobre los megacamiones, te contamos más cosas en este post.

 

Los tipos de camiones, según su uso

Otro de los elementos que analiza el Seguro a la hora de presupuestar el coste de la póliza es el uso que el cliente dará a su camión. Por lo general, los camiones son vehículos de uso profesional exclusivamente, y están dedicados a la carga y/o transporte de mercancías de todo tipo.

Sin embargo, a la hora de contratar el Seguro para el camión, la aseguradora nos preguntará si el camión tendrá:

  • Uso privado o particular
  • Uso público o profesional

Los camiones de uso público se utilizan para transportar mercancías para terceros, que normalmente son los clientes del dueño del camión, ya sea una empresa o un profesional autónomo. En cambio, en el caso de uso particular estos traslados se realizarían con mercancías propias.

 

Tipos de camiones, según la mercancía

El tipo de mercancía que puede transportar un camión es muy importante a la hora de calcular la prima de la póliza. Está claro que no tiene el mismo riesgo transportar diariamente un cargamento de arena y materiales de construcción, que conducir un camión cisterna lleno de gasoil o cualquier otra sustancia peligrosa.

 

tipos de camiones de mercancías peligrosas

 

Todas las aseguradoras distinguen entre tres tipos de camiones, según la carga que transportan:

  • Transporte de mercancías generales
  • Transporte de áridos
  • Transporte de mercancías peligrosas

A la hora de asegurar un camión, la aseguradora mirará con mucho más detenimiento aquellos vehículos destinados al transporte de mercancías potencialmente peligrosas. De hecho, es probable que en estos casos la aseguradora solicite información adicional sobre este tipo de mercancía para certificar sus cualidades y calcular el coste del Seguro.

Obviamente, el Seguro de un camión que transporta mercancías peligrosas es más caro que el de otros vehículos pesados, ya que el riesgo de que se produzca un siniestro de graves consecuencias es más elevado.

Sobre los Seguros de Camiones que transportan mercancías generales, la aseguradora también tendrá en cuenta las características del camión con respecto a la carga y, sobre todo, su tonelaje. El tamaño es relevante al tarificar el Seguro del Camión, ya que muchas aseguradoras fijan el precio de la prima según el tonelaje del vehículo.

También se tienen en cuenta otros factores relacionados con la carga, como la responsabilidad civil del transportista respecto a la mercancía o los daños que ésta pudiera causar a terceros. Si te interesa el tema, en este blog te contamos más cosas sobre las coberturas y Seguros de Camiones de Mercancías.

 

Seguros para todo tipo de camiones

En definitiva, hay muchos tipos de camiones y una gran diversidad de casos que las aseguradoras estudian de forma individual cada vez que se les solicita la asegurar un vehículo pesado de estas características.

En este sentido, si estás pensando en contratar un Seguro de Camión a medida o cambiar de aseguradora, puede que sea interesante contar con el asesoramiento experto de una correduría de Seguros que lleva décadas asegurando a transportistas y empresas de transportes.

En nuestro comparador de Seguros de Camiones no sólo comparamos las mejores pólizas para camiones y conseguimos importantes ahorros para nuestros clientes, sino que les asesoramos y les acompañamos durante la contratación de su póliza, resolviendo las dudas que pudieran surgir. De esta manera, podemos ofrecerles el Seguro que necesita si camión, sea del tipo que sea.

Los tipos de camiones, según los Seguros
5 (100%) 6 votos
Información y Curiosidades

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *